14 Julio 2021, 14:15
Actualizado 14 Julio 2021, 14:15

La calidad del cordero criado en Extremadura es uno de los factores que hace que su carne sea de las más apreciadas en los países árabes. Y es que la certificación de cordero merino español garantiza unas piezas muy apreciadas fuera de nuestro país tanto por su carne como por su morfología.

María del Camino Limia, una joven ganadera, explica en La Besana en Verde, que el tipo de ganado que se exporta de cordero merino son machos de más de 35 o 40 kilogramos que pueden ganar peso con mínimos niveles de grasa, lo que hace que la calidad de carne sea excepcional y tenga una alta demanda.

La exportación se realiza tanto a países de Europa como Francia o Alemania, con una alto porcentaje de población musulmana, como a otros destinos árabes que reclaman este producto sobre todo para el Ramadán. De hecho, os operadores españoles han exportado este año entre 300.000 y 350.000 corderos a países árbaes para esta celebración.

Los corderos parten de Extremadura hasta el puerto de Cartagena, en Murcia, desde donde llegan a su destino final. Tal y como explica María, "aunque el trayecto es largo, los corderos viajan en buenas condiciones y cumpliendo toda la normativa de bienestar animal para que lleguen en las mejores condiciones".

Las previsiones para los próximos años son optimistas, tal y como explica Sweety de la Quintana, otra ganadera de Torrecillas de la Tiesa, que confía en ampliar el número de cabezas de cordero merino español en un futuro no muy lejano.
 

 

Comentarios