19 Diciembre 2020, 14:54
Actualizado 19 Diciembre 2020, 15:16

Cañamero (Cáceres) está aislada perimetralmente desde la pasada medianoche. Nadie puede entrar o salir de la localidad y esa restricción se ha dejado notar durante la mañana. Pocos han sido los vecinos que han salido a la calle y lo han hecho para acudir directamente a los comercios. Unos negocios locales que, por cierto, se han adaptado a la nueva situación en cuestión de horas ofreciendo el servicio a domicilio y los pedidos telefónicos.

En peor situación se encuentran los establecimientos hoteleros de la localidad. Tenían esperanzas con llenar sus habitaciones de visitantes durante las fiestas navideñas, pero ya no podrá ser así.

Logrosán y Talayuela también están confinadas

Muy cerca de Cañamero se localiza Logrosán. Es otro de los municipios que está aislado desde este sábado por la rápida evolución de la incidencia acumulada de contagios por COVID-19 y por el alto riesgo de transmisión comunitaria.

Más al norte, en Talayuela, sus vecinos también están preocupados ante el aumento de casos por coronavirus. Las restricciones de movilidad, salvo causas justificadas, y los controles de la Guardia Civil continuarán en esta localidad de la comarca del campo Arañuelo hasta el 1 de enero. 

Más Información
Imagen
Centro de Salud de Logrosán
my image

La Junta aprueba el cierre perimetral de Logrosán, Cañamero y Talayuela

Comentarios