4 Agosto 2020, 9:18
Actualizado 4 Agosto 2020, 10:13

El número de parados registrados en las oficinas del SEXPE bajó en julio en 2.551 personas, un descenso del 2,35 por ciento con respecto a junio. La cifra total de desempleados en la región es ahora de 106.007.

El sector servicios, con 3.422 parados menos, es el que ha tirado del empleo en el mes de julio. También se reduce ligeramente el paro en industria (-332 parados) y construcción (-278), pero crece con intensidad en la agricultura (+883).

Sin embargo, los datos interanuales sí reflejan con mayor crudeza el impacto del COVID-19. Hoy hay 14.048 parados más que hace un año en las listas del SEXPE. Aún así, el aumento del paro (de un 15,28%) es el segundo menor de todo el país, ya que en el conjunto de España el paro se ha disparado un 25% hasta alcanzar los 3.773.034 desempleados.

Según los datos hechos públicos este martes por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, el número de parados descendió en julio en España en 89.849 personas con respecto a junio, el primer descenso desde el inicio de la pandemia y el mayor desde 1997 para ese mes, en el que la afiliación a la Seguridad Social se anotó el mejor julio desde 2005.

4.000 cotizantes más

Cifras también positivas en la Seguridad Social. Julio deja 3.954 personas cotizantes más en la región, una subida del 1,02%. En el conjunto del país el ritmo de crecimiento es algo inferior: hay 161.218 afiliados más que en junio, un 0.87% de aumento.

De nuevo, si nos fijamos en los datos interanuales las cifras se vuelven más sombrías: hay 12.926 cotizantes menos en la región que hace un año. Una caída semejante al del conjunto de España, que ha perdido 747.656 afiliados en los últimos 12 meses.
 

10.124 extremeños en ERTE

Pero el impacto del COVID obliga, además, a mirar las cifras oficiales con más detenimiento que nunca. Por ejemplo, a los extremeños que no están trabajando pero que tampoco figuran en las listas de nuevos parados. En total, 10.124 extremeños permanecían en ERTE en la región en el mes de julio. Al mantener su vinculación laboral con su empresa, no aparecen en los 106.007 parados registrados y sí se mantienen en los 392.519 afiliados a la Seguridad Social. Cabe recordar que, durante el pico de la pandemia, en julio, el número de extremeños en ERTE superó los 37.000.

Comentarios